Países de UE acuerdan limitar sustancias cancerígenas en entornos laborales

Los países de la Unión Europea (UE) acordaron hoy introducir límites “más estrictos” a la exposición de siete sustancias asociadas a cánceres laborales, a fin de garantizar la protección de más de cuatro millones de profesionales.

“Con este acuerdo, podemos proteger mejor a millones de trabajadores europeos de sustancias químicas asociadas al cáncer en entornos profesionales, algo particularmente importante dado que el cáncer es la primera causa de muertes asociadas al trabajo”, afirmó la ministra maltesa de Asuntos Europeos e Igualdad, Helena Dalli, cuyo país preside la UE este semestre.

En esa lista figuran sustancias como la epiclorhidrina -utilizada en la producción de papel y asociada al riesgo de desarrollar cáncer de pulmón, a la que están expuestos 40.000 trabajadores en toda la UE- o aceites de motor relacionados con tumores malignos de piel y a los que están expuestos un millón de empleados, según la Comisión Europea (CE).

En España, más de un millón de trabajadores se exponen a estas siete sustancias.

Gracias a una limitación en la exposición a aceites de motor, la CE espera que de aquí a 2069 se salve un mínimo de 880 vidas, haya 90.000 casos menos de cáncer y se reduzcan los costes sanitarios entre 300 y 1.600 millones de euros.

La comisaria europea de Empleo, Marianne Thyssen, afirmó que “el cáncer mata a muchos más trabajadores que cualquier otra enfermedad laboral” y esperó que “este acuerdo ayude a salvar la vida de más de 100.000 trabajadores”.

Durante el debate, los países mostraron consenso respecto al texto, aunque algunos como Dinamarca o Italia incidieron en la idea de incluir “más sustancias” para lograr una prevención de riesgos más adecuada.

Otros países como Holanda esperaron que en el trámite parlamentario, en el que la Eurocámara debe aún dar el visto bueno al texto para su aprobación, algunos valores límite se modifiquen para “aumentar la concienciación y promover las buenas prácticas en el lugar de trabajo”.

La titular española de Empleo, Fátima Báñez, aseguró que España está “concienciada” con este asunto y “trabajando en política interna y en el marco europeo” y destacó que el ministerio ha sometido el cáncer de pulmón por exposición al sílice como enfermedad profesional a consulta pública.

Los ministros repasaron también las medidas puestas en marcha este semestre, un debate en el que el comisario para el Euro y el Diálogo Social, Valdis Dombrovskis, resaltó “la caída del empleo desde 2009” y la recuperación económica, “que está alcanzando a los 28” Estados miembros, aunque admitió que “no a todo el mundo por igual”.

“Tenemos que generar medidas de inclusión para que todo el mundo se beneficie de esta recuperación”, añadió.

En este sentido, la vicepresidenta del Gobierno valenciano, Mónica Oltra, representante de las Comunidades Autónomas en materia de empleo este semestre, defendió la importancia de “una Europa social” para luchar contra la pobreza y la exclusión social, así como la eliminación de la brecha salarial “que aún sufren las mujeres en el siglo XXI”.

“La UE será social o no será. O repensamos y redirigimos la UE desde ese pilar de derechos sociales europeo que está en debate o vamos a tener muchas dificultades”, afirmó Oltra en declaraciones a Efe tras intervenir en el Consejo.

Los ministros también debatieron la propuesta de la CE para reformar la directiva sobre trabajadores desplazados, sobre la que “aún queda tiempo para un acuerdo”, señaló Thyssen.

Aunque estos trabajadores sólo representan el 0,7 % del empleo total en la Unión Europea, sí que están fuertemente concentrados en algunos sectores, como el de la construcción, y en ciertos países, como Alemania, Francia o Bélgica.

Históricamente, los sectores más afectados de esos países son los que más se han quejado de “dumping social” a causa de los empleados desplazados.

“Siempre ha sido un asunto sensible”, añadió Thyssen, quien defendió que “las diferencias no son irreconciliables” y pidió a los países “un esfuerzo para lograr un acuerdo” en el próximo Consejo”.

También le puede interesar:

Cargando…

Alvaro
Siguenos en:

Alvaro

La USO, es el único sindicato independiente con implantación en todas las comunidades autónomas y sectores profesionales. Nuestra independencia de los partidos políticos, del Gobierno, del mundo empresarial, se corresponde con el respeto al pluralismo político, ideológico o religioso de nuestros afiliados y afiliadas asi como en la autofinanciación.
Alvaro
Siguenos en:

Imprimir esta entrada Imprimir esta entrada