El planeta nos pide a gritos medidas contra su deterioro por el calentamiento

Tiempo de lectura aproximado: 2 minutos

Esta semana se han conocido diversas estadísticas de organismos internacionales y españoles que nos alertan sobre la escalada de las temperaturas y otros índices alarmantes sobre el deterioro de nuestro planeta. Julio ha sido el mes más cálido en la Tierra de toda la historia.

Así lo destaca la Organización Mundial de la Meteorología, institución que ha señalado, además, que la reciente ola de calor que recorrió Europa ha batido todos los récords de registros de calor y han dejado episodios dramáticos, como el derretimiento de 11.000 millones de toneladas de hielo en la capa superficial de la isla de Groenlandia, un termómetro de la salud de nuestros polos.

Hasta ahora, 2016 había sido el mes más caluroso desde que se dispone de datos, 0,87º centígrados por encima de la media de los julios del siglo XX. El recién terminado lo ha superado en 0,04º; es decir, 0,91º más que esa media del siglo pasado. Así, el aumento de 1,5º previsto para el período 2030-2052 por los científicos pone en riesgo los Acuerdos de París, el primer compromiso global para el clima, que sitúan en 2º el límite máximo de calentamiento para evitar un cambio climático drástico, aunque buscaba no pasar de ese 1,5%.

A la par, también España ha sufrido unas temperaturas históricas. Aunque en nuestro caso no superan a 2016, presentan unas características anómalas fruto de ese clima cambiante, ya que, por ejemplo, ha sido especialmente cálido en el norte, centro y noreste, pero frío para esta época en el suroeste y, en general, más lluvioso de lo normal.

La ONU, por su parte, también ha alertado de que nuestros hábitos alimenticios, el desperdicio de comida en el primer mundo y el abuso de la carne de ganadería intensiva para el consumo de carne están degradando nuestros suelos y emitiendo más gases de efecto invernadero de los que el planeta puede soportar.

Desde USO, llamamos tanto a la concienciación individual como a la colectiva, con acciones en nuestra vida cotidiana y en nuestra actividad sindical. Entre estos, recordar que USO se ha sumado a la huelga mundial por el clima del 27 de septiembre y a la iniciativa de la CSI de reducir la huella ecológica en los centros de trabajo. Además, estaremos con todos aquellos movimientos, en la calle o simbólicos, que luchen efectivamente o por concienciar en la lucha contra el cambio climático.

Igualmente, en nuestra vida diaria, tanto en consumo como en hábitos, podemos mejorar nuestra relación con el planeta en que vivimos. Por ejemplo, ayudando a disminuir el uso de plásticos y papel, o potenciando el transporte público, algo que también mejora nuestra salud laboral.

También le puede interesar:

Cargando…

Siguenos en:

LSB-USO

La USO, es el único sindicato independiente con implantación en todas las comunidades autónomas y sectores profesionales. Nuestra independencia de los partidos políticos, del Gobierno, del mundo empresarial, se corresponde con el respeto al pluralismo político, ideológico o religioso de nuestros afiliados y afiliadas asi como en la autofinanciación.
LSB-USO
Siguenos en: